Una semana espectacular en… ¡Marruecos!

Unos amigos me convencieron para hacer el viaje a Marruecos. Siempre había querido ir, pero por algún motivo, nunca me había atrevido. Supongo que prejuiciosamente pensaba que era un país un poco sucio. No sé bien por qué tenía esa imagen. La verdad es que la cultura árabe me ha llamado siempre la atención y esta vez tenía la oportunidad de conocer un país nuevo y una cultura nueva.

Cuando salimos de Madrid al aeropuerto de Marrakech el tour ya estaba planeado. Iba a ser una aventura, pero con un guía que nos acompañaría durante todo el recorrido. Un guía que acabó convirtiéndose en un amigo. La verdad es que lo pasamos genial, aprendimos muchas cosas y recorrimos prácticamente todo el país. Si quieres realizar este tour que hice yo u otro, contáctame para comprobar disponibilidad y precios.

Lo más destacable de Marruecos fue hacer noche en el desierto, la comida y, para mí, Ait Ben Haddou. Si tienes el sueño ligero, te costará no escuchar las llamadas a la oración de primera hora de la mañana. Tienes que saber que los musulmanes rezan cinco veces al día, la primera de ellas entorno a las 5:30 – 6:00 am. Ahora la comida sí es un verdadero espectáculo. El platillo más característico es el tabulé o cous-cous, normalmente acompañado con carne de cordero y verduras. También toman muchas sopas y sobre todo consumen muchos frutos secos (especialmente durante el mes de Ramadán, ya que su gran aporte calórico compensa las horas que están sin comer).

Así transcurrió más o menos mi semana en Marruecos:

 

Día 1: Marrakech – Alto Atlas – Ouarzazate – Ait Ben Haddou – Valle Del Dadés.

Recogida en el Hotel o Aeropuerto, y salimos hacia el Alto Atlas atravesando el puerto de TiziN’Tichka realizando paradas en vistas panorámicas para sacar fotografías a los pueblos bereberes que rodean las montañas. Continuamos hasta Ait Ben Haddou, donde visitaremos su famosa Kasbah (Patrimonio de la humanidad por la UNESCO). En este espectacular lugar se han rodado varias películas de  renombre como Gladiador, la Joya del Nilo, Sahara, etc.

Almuerzo en el pueblo por cuenta del pasajero y seguiremos el viaje hacia Ouarzazate “la Gran Puerta del Desierto” y lugar desde donde parten las grandes expediciones y donde destaca La gran Kasbah de Taourirt. Después salimos hacia el Valle de las Rosas pasando por el gran palmeral de Skoura y Boumalne Dadés. Cena y Alojamiento en las Gargantas del Dadés.

 

Día 2: Valle Del Dadés – Gargantas Del Todra – Erfoud – Rissani – Merzouga.

Se inicia el día con el desayuno (incluido) y luego comenzaremos nuestro viaje pasando por una carretera inmersa en un paisaje rodeado  de Kasbah,  realizando paradas para poder fotografiar algunos lugares. Tras varias paradas llegaremos a las Gargantas del Todra. El cauce del río Todra ha formado un desfiladero de paredes verticales de enormes proporciones y de gran belleza;  es el paraíso de los escaladores y un lugar único.  Durante la tarde nos detendremos para almorzar en un restaurante típico marroquí (por cuenta del pasajero) y luego continuaremos camino  al desierto hasta encontrarnos con las impresionantes dunas de Merzouga.

Dejamos las pertenencias en el hotel y partimos en una caravana de dromedarios hacia las Haimas en medio del desierto, por alrededor de una hora  y media.  Antes de llegar podremos disfrutar de la impresionante puesta de sol.

Al llegar al campamento podremos disfrutar de un té de hospitalidad, caminar por los alrededores, subir a las dunas y contemplar la paz, inmensidad y silencio del desierto. Luego, cenaremos comida típica marroquí (incluida), para continuar con una velada bajo un manto de las estrellas.  Se puede dormir dentro de una Haima  o  en el exterior al aire libre sobre una duna.

Día 3: Merzouga – Rissani – Alnif – Valle del zizi – Midelt -Ifrane – Fes

Nos levantamos bien temprano para apreciar la salida del sol desde La Gran Duna y luego comenzamos nuestro regreso al Hotel  sobre nuestros simpáticos amigos los dromedarios. En el hotel podremos darnos una relajante ducha y tomar un reconfortante desayuno (incluido).

Recogemos las pertenencias del hotel y nos dirigimos hacia el pueblo de Rissani, considerado cuna de la dinastía Alaouita, donde destaca principalmente su mercado que se considera el más importante del sur del país, a este lugar concurren muchos nómadas del desierto para realizar sus compras. Continuamos nuestro camino  hacia el Valle de Ziz, nombre que recibe del río que baja del Alto Atlas y que alimenta al palmeral, aquí realizaremos una parada para observar el Valle desde lo alto y ver el pueblo de Aoufous. Continuamos hasta Midelt, justo en el corazón del atlas, en donde nos detendremos para descansar y almorzar (por cuenta del pasajero).

Luego seguimos nuestro camino pasando por el Bosque de Cedros (si tenemos suerte  podremos encontrar algunos monos). Continuamos nuestro viaje pasando por Ifrane, situada en la vertiente más noroccidental del Atlas Medio, a 1.630 metros de altura sobre el nivel del mar. La amplitud de sus avenidas, su desarrollo urbano, su impecable estado de limpieza, sus jardines y zonas verdes y sobre todo su arquitectura, mas típica de una ciudad alpina, hace que Ifrane se sienta fuera de lugar dentro de Marruecos y se haya ganada el apodo de “La Suiza marroquí”, finalmente llegamos a Fes alrededor de las  18:00 horas.  Tiempo libre. Cena no incluida.

Día 4: Visita de la Medina y los Monumentos de Fes

Comenzamos el día con un rico desayuno en el Riad (incluido), luego realizaremos una visita guiada por la parte nueva de la ciudad de Fes, donde nos acercamos al Palacio Real, barrio de Judíos (Mellah),  iremos a un mirador donde podemos observar toda la medina  desde la Torre del sur. Luego continuaremos el día introduciéndonos a la medina, declarada Patrimonio de la humanidad por la UNESCO, caminaremos por sus callejones laberínticos donde nos encontraremos con gremios de alfareros, tintoreros, etc…, escucharemos el bullicio de su gente transportándonos siglos atrás, en esta ciudad  pareciera que se ha detenido el reloj.

Se dejará la tarde libre para recorrer el resto de la ciudad.   Almuerzo y cena  no incluidos.

 

Día 5: Fes – Rabat- Casablanca – Marrakech

Desayunamos en el hotel (incluido) y salimos hacia las ruinas romanas de Volubilis,  continuando hacia Meknès, donde realizaremos una vista de la ciudad, la cual está ligada al nombre de Moulay Ismail, el gran sultán de la dinastía Alouita. Aquí visitaremos la medina amurallada de la ciudad, la puerta Bab Mansour y la plaza el Hedim. Durante la tarde nos detendremos a almorzar (por cuenta del pasajero), para luego continuar nuestro viaje hacia Rabat, capital administrativa del país, realizaremos una  visita panorámica por los exteriores del Palacio Real y sus jardines.

Salimos hacia Casablanca, realizando una visita panorámica de la capital económica del país, visitando el exterior de la Mezquita de Hassan II y un pequeño recorrido para conocer los puntos más emblemáticos de la ciudad, como el Boulevard de la Corniche, el Parque de las Naciones y la plaza Mohamed V.

Continuamos el viaje hasta llegar a nuestro hotel en Marrakech. Cena no incluida.

 

Día 6: Marrakech

Desayuno en el hotel (incluido) y dejamos el día libre para visitar Marrakech, centro neurálgico y turístico de Marruecos, con su antigua ciudad (Medina), sus auténticos zocos y su famosa plaza DJEMAA el FNA. En esta plaza pública miles de personas se dan cita, llenándola de color, cultura y negocio, aquí podrás encontrar  encantadores de serpientes, danzantes, vendedores de zumos de fruta, acróbatas, etc.

Además se aconseja visitar los célebres monumentos históricos  de la ciudad: Jardines de Menara, los palacios EL BAHIA y EL BADIA, las tumbas SAÄDIENAS. Alojamiento en el Riad. Almuerzo y cena por cuenta del pasajero.

Día 7: Marrakech- Traslado al aeropuerto

Desayuno en el Riad. Dependiendo de la hora de salida del vuelo de regreso, se tiene la posibilidad de realizar las últimas compras o visita en Marrakech. A la hora convenida, traslado del Riad al aeropuerto y fin de nuestros servicios.

 

5 cosas que probablemente te sorprenderán en Marruecos:

  1. Las pinturas hechas con tintas naturales y azafrán. Podrás llevarte un bello recuerdo de Marruecos por un precio muy económico. Yo compré el mío en Ait Ben Haddou. Es muy bonito ver cómo los hacen y cómo al pasarles fuego sale un dibujo realmente hermoso.
  2. Los bereberes son los nómadas del desierto. No procesan el Islam, por lo que no deberías sorprenderte si les encuentras tomando una cerveza o algún otro licor.
  3. Es muy habitual encontrar letrinas en lugar de WC’s en los baños públicos. Te aconsejo salir de casa con la mayor comodidad en este sentido para evitar hacer malabares o pasar un mal rato.
  4. No es aconsejable tomar agua ni comida de la calle por temas de salubridad. Yo debo decir que lo hice no me pasó nada, pero si tienes el estómago delicado, mejor no arriesgarse.
  5. El tour incluye todos los alojamientos, desplazamientos, entradas a los lugares y algunas comidas. Es recomendable llevar efectivo para poder pagar en los pequeños comercios (la mayoría de los restaurantes cuentan con terminal para tarjetas de crédito/débito).
Deja aquí la siguiente información: 1. Cuántas personas desean viajar. ¡Más personas =más descuentos! 2. Qué tour les interesa y si les gustaría hacer algún cambio en la ruta. Personalizamos el tour completamente a tu medida, para que viajes a tu manera por Marruecos 3. Qué fechas viajarán a Marruecos. Si somos muchos haciendo el tour, no se disfruta igual 😉 Gracias!!

No lo dudes más y haz ese viaje a Marruecos con el que has soñado. Conoce todos estos impresionantes lugares, duerme en el desierto, pasea en dromedario, empápate de la cultura y diviértete con tus amigos en un viaje que jamás olvidarás. Sigue este enlace para tener más información.

Viajera incansable.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *